Cuando te enamoras en el viaje

Cuando te enamoras en el viaje

9 comentarios

El año pasado conocí a mi novio mientras viajaba sola por Asia. No fui en búsqueda de nada, sólo pasarla bien y estar un rato a solas. Cuando me subí al avión no fui con ninguna expectativa. Pero lo que si nunca me imaginé es que iba a conocer a un Australiano en Tailandia quien acabaría convirtiéndose en mi cómplice de felicidad. He conocido a muchas parejas que se conocieron durante sus viajes y llevan tiempo juntos. Supongo que a algunos nos une esa pasión la aventura. Bueno, pues les quiero contar esta historia por que es 14 de febrero y ando romántica 🙂

Tailandia

En enero del año pasado me fui a Japón y me quedé tres meses por allá sacando un certificado para dar clases de inglés y viviendo con una familia japonesa en las montañas de Nagano. Luego me fui a Vietnam en donde le dediqué un mes al recorrer el norte (viajo MUY lento jeje, ya regresaré a conocer lo demás) y después me salió una oportunidad para hacer un intercambio de página web por hospedaje por dos semanas en un hostal en una de las islas más bonitas de Tailandia, Koh Phangan.

La verdad no estaba segura de ir. No me llamaba la atención Tailandia y menos Koh Phangan, la isla donde nació la Full Moon Party, que básicamente es una fiesta que se celebra cada luna llena en una playa hermosa donde mochileros de todas partes del mundo se reúnen a bailar música electrónica, tirar basura en una playa hermosa y tomar hasta que se les derrita el cerebro. Suena entretenido, ¿no? Quería conocer Laos pero bueno, pensé, las cosas se dan por algo.

Tomé un ferry nocturno a la isla y llegué al hostal. La dueña del hostal y yo hicimos click desde el primer momento. Ella es de Alemania y lleva rato viviendo en Koh Phangan. Me enseñó la isla, fuimos a fiestas, tips, pases gratis a eventos, etc. El plan era ir juntas a la Full Moon party pero el día de la fiesta se enfermó. Esa noche su socio me pidió que le ayudara a organizar juegos de beer pong y entretener a los huéspedes. No soy muy fan de esos juegos pero bueno, mi amiga no estaba y su negocio necesitaba ayuda.

La primera vez que lo vi estaba ayudando en la barra y me pidió una cerveza. No fue como esos momentos que ves en las películas donde el mundo se detiene, suena música romántica y todo está borroso menos el. Nah. Fue más como un «osh típico wey que namás viaja para ligar.» Que mala onda de mi parte que lo juzgué jaja, pero no se, me inspiró a tener ese pensamiento! Tal vez me proyecté :p

Para acabarla de rematar esa noche había una carne asada y la gran tonta de mi agarré un pedazo de pollo y lo puse en mi plato. Ya estaba a punto de darle una mordida cuando se sienta a mi lado y me dice, «eh… ¿te vas a comer ese pollo así?«. Estaba crudo y no me había dado cuenta jaja, me dio un buen de vergünza!

Luego ayudé a organizar las mesas para el torneo de beer pong (no saben lo emocionada que estaba por jugar (es sarcasmo)) y platicamos un poco. «Me llamo Warren, tengo 26 años y soy de Australia, vivo en el norte del país«. Ya había conocido gente de su país pero el tenía un acento super marcado y me costaba entenderle. «Necesito subtítulos contigo«, le decía.

Después del torneo de beer pong, un grupo del hostal pedimos juntos un taxi y nos fuimos a la fiesta. El plan era estar todos juntos durante la noche para no perdernos. La música era horrible pero aún así bailé y bailé jaja. El grupo con el que fuimos se empezó a ir y me quedé sola con Warren. Me platicó que trabajó durante 5 años en minas de oro en Australia, ahorró y ahora solo estaba viajando. Había tramitado una Work Holiday Visa para trabajar en Canadá a partir de noviembre pero antes de eso no tenía planes.

Al día siguiente rentamos una moto y nos fuimos a explorar la isla. Me preguntó que que haría después y le dije que no tenía planes, pero quería ir a Laos y planeaba cruzar por el norte de Tailandia. «Yo también voy al norte, ¿vamos juntos?«. Llevaba menos de 24 horas de conocernos y sin pensarla dos veces le dije que si. Y no señores, todavía no era como en las películas jaja, todavía no sentía maripositas! Pero eso si, jamás me pasó por la cabeza que acabaríamos lloriqueando si nos separamos unos días jaja. Pero me cayó bien y ese algo que me dice por donde ir o a quien hablarle, me dijo «vas«.

Cuando te enamoras en el viaje

En un ferry rumbo a Koh Tao, unos días después de la Full Moon Party

Estuvimos unos días en Koh Tao y de ahí agarramos un bus nocturno a Bangkok. Lo que me gustó de el es que jamás intentó impresionarme. Le interesaba mucho mi blog, mis videos, mis fotos. Me dijo que nunca había conocido a una persona de México jeje.

Cuando te enamoras en el viajeSi quieres aburrir a Warren llévalo a templos jaja. Y a mi me encanta ir, en especial en Tailandia donde hay por todos lados, Cuando voy a lugares me gusta averiguar en internet lo que representa el lugar, su historia, los barrios, etc. Warren todo lo contrario, entonces le sirvo como guía jeje. Me acuerdo que cuando fuimos al Templo del Buda de Esmeralda le dije que tenía que llevar pantalones largos y no me creyó. Llegamos al lugar y le pidieron que se pusiera pantalones (ah pero estoy loca!). Después de un rato encontramos donde se podía cambiar y cuando regresamos ya habían cerrado, plop! Hasta la fecha el dice que nunca pasó jaja. Pero bueno regresamos al día siguiente.

Cuando te enamoras en el viaje

Después de unas noches MUY locas en Bangkok, tomamos un tren a Chiang Mai para hacer una vuelta en moto por la provincia de Mae Hong Son durante 10 días.

Ya llevábamos tres semanas viajando juntos y todavía no nos hartábamos. Si a caso nos aburríamos del mundo nos encerrábamos en el cuarto de hotel con 2 bolsas de papas, ranch y Coca Colas.  Después el se iría a Cambodia y yo a México pero sólo de pensar que ya no nos volveríamos a ver se me salían las lágrimas :(. Ya era para que hubiera salido algo raro a la luz, algo que le molestara de mi, algo que me alejara, no se, algo. Supongo que estaba buscando un pretexto para no enamorarme de alguien pasajero. Yo tenía planeado pasar unos meses en California y el se iría a trabajar a Canadá, ya estaba escrito, ¿no? Pero una semana antes de separarnos me preguntó: ¿Y si te voy a visitar a México antes de irme a Canadá?» Era bastante obvia mi respuesta.

 

México

No podía creer que me iba ir a visitar. Estuvo dos semanas en Cambodia y tal como me prometió a las dos semanas estaba en la ciudad de México. Nos quedamos unos días en la ciudad de México en el centro y nos la pasamos re bien. Al pobre no le cayeron muy bien los tacos callejeros y no le gustaron las micheladas con clamato jaja.

Cuando te enamoras en el viaje

En Teotihuacán

Claro que tenemos un mundo entero de diferencias. Afortunadamente mi inglés es bueno pero el usa muchas palabras o dichos que me confunde, y más con su acento australiano. Pero es paciente y me explica :). Yo intento explicarle español y hace el intento. Cuando estábamos en México iba el solo a las tiendas a comprar agua o cigarros, pero pedía las cosas en español. Eso si para todo siempre dice «no mames» jaja.

Después fuimos a pasar unos días a casa de mis papás. Pero a este punto el ya estaba muy enfermo, algo que comió le cayó muy mal y la pasó mucho rato en cama. Por eso no tengo muchas fotos de esta parte de nuestro viaje. Además mi tripié se había roto. A pesar de la comunicación tan limitada, a mis papás les cayó muy bien y hasta la fecha le gusta que viajemos juntos por que me cuida y me hace compañía.

Parecía que entre más nos conocíamos más queríamos estar juntitos. Tan así que pospuso su viaje a Canadá y nos fuimos juntos a California. El plan era comprar una van, pescar y acampar mucho. Y así fue!

Cuando te enamoras en el viaje

Nuestra casita con ruedas!

Estados Unidos

Esta ha sido de las aventuras que más hemos disfrutado. Voy a escribir una publicación aparte solo para este roadtrip que nos aventamos por que tengo mucho que compartir. Pero bueno estuvimos viviendo casi tres meses en una van viajando por la costa de California, Nevada y Utah. Compramos la van en el norte de California y pasamos un rato acampando en los bosques de sequoias, montañas y lagos. Ahora si todo fue como de película. Algo que me gusta de nuestra relación es que rara vez peleamos, hay mucha comunicación. Al mismo tiempo estaba acabando mi carrera en línea y tenía que seguir atendiendo a clientes (hago páginas web y creo contenido para redes sociales, entre otras cosas). Para eso compramos un modem con internet inalámbrico, podía trabajar desde cualquier lugar. Que había sido mi visión, pero Warren llegó a agrandarla cuando se unió al viaje y compramos una casita con ruedas.

Tengo muchos hobbies. Me gusta pasar horas en la computadora editando videos, viendo tutoriales, escribiendo en mi blog, editando fotos, etc. Lo que me gusta de nuestra relación es que un día me pidió que le enseñara a usar Photoshop y Final Cut Pro (para editar videos). Ahora el también toma videos y edita sus fotos cuando yo estoy trabajando. Desde que nos conocimos y yo trabaja el me preguntaba como le hacía para que saliera el texto de tal forma, para que la foto se viera así, etc. Siento que siempre había sentido curiosidad pero no sabía por donde empezar. Otro de mis hobbies es hacer mandalas, entonces fuimos a una tienda, se compró su compás, libreta, plumas y el también aprendió. Entre películas, caminatas, mandalas y edición, así nos entretuvimos recorriendo el oeste de Estados Unidos.

Cuando te enamoras en el viaje

Vegas! No regresaríamos pero que bien nos la pasamos

Encontramos un hotel baratísimo en Las Vegas y fuimos dos días a ver de que se trataba. La verdad no nos gustó para nada Vegas. No es nuestro estilo de vida. El capitalismo en su máximo esplendor. Pero fue divertido ver a señores que se creían los muy muy caminar como dueños del mundo. Lo mejor de la noche fue cuando llegamos a un bar punk que nunca cierra (literal está abierto las 24 horas) y había una banda tocando en vivo. Ahí si que la pasamos re bien.

Cuando te enamoras en el viaje

Angel’s Landing en Zion, Utah

Puedo seguir escribiendo sin parar de este viaje pero no quiero desviar el tema del post, así que ya escribiré otro post sobre nuestra aventura en la van. En este punto la relación se volvió super fuerte. Sin embargo el quería ir a Canadá a aprovechar su visa de trabajo (work holiday visa). Así que quedamos en que me regresara a México y el iría un mes y medio al vecino de USA. Después nos volveríamos a reunir en México. Aquí pasó algo muy importante. Desde el año pasado ya había planeado irme a estudiar un semestre japonés a Japón, de cierta manera nuestra relación tenía fecha de caducidad… o eso creí. Durante el viaje me dijo que quería venir conmigo a Japón y obvio me puse super feliz! Este es un pequeño video que hice de nuestro viaje y que le regalé en su cumpleaños 🙂

Oaxaca

Llegó a México casi a finales de noviembre y decidimos que queríamos pasar un tiempo en la playa. Yo quería conocer Oaxaca entones buscamos donde poder intercambiar trabajo por hospedaje y fue así como dimos con un hostal en Puerto Escondido. Nos daban comida y hospedaje a cambio de algunas horas de trabajo a la semana. Si quieres saber como encontrar lugares así da click aquí.

Hermosos atardeceres en Punta Zicatela

Estaba por acabar mi carrera en línea así que necesitaba estar más en mi computadora. Warren se compró una tabla de surf y se iba casi todas las tardes a montar olas. Yo aunque no hubiera tenido tarea no surfearía jeje, no soy buena nadando. El se metía conmigo a nadar y me enseñó a nadar abajo de las olas, pero le daba miedo que me revolcara una ola y siempre nos hundíamos juntos de la mano.

En playa Zipolite, donde el tiempo va más lento

En la relación el es el que cocina, y lo hace bastante bien! Somos buen equipo, el cocina y yo lavo trastes ;). Donde vivíamos había una cocina comunal pero si llegabas a la hora pico te tenías que esperar un rato para poder cocinar. Compartíamos el espacio con otros 30 voluntarios de todo el mundo. Una experiencia muy divertida! Todos nos llevábamos bien. Nuestro trabajo era fácil. A veces teníamos que regar un jardín, otras lavar platos y otras a el le tocaba hacer jugos y a mi ser mesera. En fin, la historia de este lugar también merece otro post separado :p

Cuando te enamoras en el viajePasamos año nuevo juntos y aprovechamos para platicar un poco sobre nuestros planes. Los dos queremos estar juntos y ya veremos como le haremos. Pero por ahora teníamos que concentrarnos en hacer que el plan de Japón funcionara. Lo que yo planeé hacer fue sacar una visa de estudiante que me permite trabajar. El año pasado saqué un certificado en Tokio para dar clases de inglés, entonces mi plan era conseguir trabajo de maestra. Además ya tengo experiencia dando clases de inglés, en México lo hice durante 3 años. Ya me había inscrito a la escuela de Japonés en Fukuoka desde el año pasado, solo estoy esperando mi visa. El plan es estar por allá cuando inicien las clases, 11 de abril. El la tiene más fácil, sólo por ser australiano puede tramitar una visa para trabajar en Japón. Entonces llegamos a la conclusión que lo mejor sería que el también sacara ese certificado para dar clases y al mismo tiempo adquirir experiencia dando clases para poder conseguir trabajo en Japón.

Hierve el Agua en Oaxaca

¿Y si nos vamos a India? ¿Bali? ¿Malasia? Algo que disfrutamos mucho es poder tener la libertad de vivir donde queramos… bueno siempre y cuando sea barato y haya internet jeje. «El novio de mi mamá fue a China hace años, iba a ir dos meses y se quedó 8 años«, me contó. Nos metimos al sitio para buscar intercambio de trabajo por hospedaje y encontraos un anuncio en un lugar que la foto parecía de postal y decía «necesitamos maestros de inglés y gente que ayude con las redes sociales y creación de contenido». Era como mandado a hacer! Les mandé un correo y nos aceptaron. El trato incluía comidas y cuarto en departamento amueblado. A la semana ya teníamos nuestro boleto para China.

Mis papás despidiéndonos en camino a China

China

Yangshuo se llama la ciudad donde vivimos, y esta al sur de China. No sabemos nada de Chino y las dos primeras semanas estuvimos muy enfermos de gripa. Llegar aquí fue pesado por que bueno esa es la cosa de los boletos baratos, hay miles de escalas y a veces te toca estar 18 horas en el aeropuerto. Pero valió la pena, Yangshuo es hermoso. Esta provincia es muy famosa por sus paisajes, además aquí no hay contaminación y es una vida muy tranquila.

En el río en Yangshuo

Los dos apoyamos en el departamento de mercadotecnia. Yo creo contenido para sus redes sociales y Warren ayuda a editar video, cosa que es increíble por que hace unos meses yo le enseñé mis trucos y algo que se volvió su hobby ahora le ayuda a viajar :). Incluso ahora el me saca de aprietos a la hora de editar sonido o emparejar audio con video. El departamento es grande y nuestro cuarto es muy cómodo.

Cerca del parque en Yangshuo

Warren está sacando su certificado en línea para ser maestro de inglés y poder trabajar en Japón, pero en las tardes es voluntario de clases de inglés a locales. Cuando tenemos tiempo libre nos gusta andar en bicicleta por el campo, tomar fotografías, salir a bares, si la cartera lo permite ir a cenar comida India, explorar el área o simplemente ver películas. Estamos muy contentos aquí.

Así de felices estamos jaja

¿Y después?

Warren ha sido un increíble compañero de aventuras. Ni mandado a hacer! Llevamos ya casi un año juntos y esta relación me ha ayudado a aprender a disfrutar del momento y a darme cuenta, una vez más, que las cosas nunca son como uno planea. Nunca ni en sueños hubiera podido imaginar tener una relación tan bonita como esta. No se cuanto tiempo vamos a estar juntos, espero que mucho tiempo más, pero por ahora los dos coincidimos en nuestros planes de vida y disfrutamos de nuestra compañía. Quien sabe que vaya a pasar en Japón o después de Japón. Hemos hablado de ir a Australia, o tal vez de ir a Canadá. A mi me gustaría ver más de Asia pero bueno quien sabe, todo puede pasar. Por ahora a disfrutar de este bonito regalo que se llama presente.

Tal vez te puede gustar...

9 comentarios

Anónimo febrero 15, 2018 - 4:06 am

Felicidades y que cada día sea su unión más fuerte que Dios lo bendiga.
.

Contestar
Zorro Nómada mayo 22, 2018 - 9:43 am

Muchas gracias! Saludos 😀

Contestar
Rox febrero 15, 2018 - 12:00 pm

Me gustó mucho tu historia, es muy inspiradora. Sueño con hacer algo así, hace unos días hablamos con mi esposo de vivir en otro país, y suena a sal y pimienta! Tenemos un hijo de 9 años que escucho y dijo que no quiere mudarse nuevamente. Porque él nació en Ushuaia, Tierra del Fuego y ahora estamos en Córdoba, Argentina. En fin, creo que aún no es tarde…felicitaciones chicos! Dios los bendiga. Saluditos

Contestar
Zorro Nómada mayo 22, 2018 - 9:42 am

Uy muero por visitar Tierra del Fuego! Seguramente cuando este un poquito más grande le entrarán las ganas de vivir en otro lugar jeje. Yo me acuerdo cuando era más chica, sólo de pensar en irme a vivir a otro lugar y decirle adiós a mis amigos me ponía muy triste 🙁

Contestar
Olga Castro Acevedo febrero 17, 2018 - 12:57 am

Me encanto tu historia de amor, tus viajes, tu vida, cómo narras cómo lo conbinas con fotos con video. Los felicito y les deseo que duren mucho pero mucho tiempo juntos.

Contestar
Zorro Nómada marzo 15, 2018 - 9:29 am

Muchas gracias Olga saludos!

Contestar
stephanie marzo 26, 2018 - 10:03 pm

Hey zorro nomada ! Este post esta super lindo , me gustó como describiste todo . Gracias por compartir.
Admiro mucho a la gente que esta enamorada de la vida como tu . Espero que el tiempo que estén juntos lo disfruten mucho como hasta ahora … Saludos a Warren .

Contestar
Zorro Nómada mayo 22, 2018 - 9:39 am

Un poco tarde lo siento!! Muchas gracias Stephanie!!!! Saludos 😀 😀

Contestar
annais junio 26, 2018 - 11:14 am

woww ame tu historio no cabe duda que la vida te sorprende cuando menos lo esperas y lo mejor que veo aqui es el desapego creo que por eso han funcionado porque ambos son libres de decidir seguirse el uno al otro cuando queremos obligar a la pareja las cosas se rompen

Contestar

Responder a Zorro Nómada Cancelar respuesta

Para mejorar tu experiencia, este sitio web utiliza cookies. Espero que no sea problema! Aceptar Leer más